CULTUREAD





Adolescencia permanente

Por



Ayer tuve un día tonto, de esos en los que no quieres hacer otra cosa que estar metida en la cama, compadeciéndote y comiendo chocolate, sin saber muy bien por qué. Decidí que ver una película me sentaría bien y opté por 'Laggies' (2014). 

La cinta me llamó la atención por tres cuestiones: el género, comedia romántica; la protagonista, Keira Knightley; y el póster, que no podía ser más piruleta. En principio, el filme tenía todas las papeletas para ser una producción insulsa que no te hace pensar, ideal para los días rojos (así los llamaba Audrey Hepburn en 'Desayuno con Diamantes'), como el que yo estaba teniendo. Sin embargo, no podía estar más equivocada. 

En él, esperaba encontrar cómo el "destino" une a una pareja que es feliz y come perdices, pero lo que encontré fue algo bien distinto. De hecho, me topé de bruces con la realidad; en concreto, con la vida de una mujer en la veintena, recién licenciada (posgrado incluido), que no sabe qué hacer con su vida y que es presionada por sus conocidos para que encuentre un trabajo. 

Evidentemente, al ser una comedia romántica, la trama acabó derivando en otras cuestiones. Pero me pareció interesante cómo la cinta protagonizada por Keira Knightley refleja la sensación de vivir en una adolescencia permanente, a pesar de ser un adulto. Una sensación que, por desgracia, muchos jóvenes experimentamos cada día por culpa de la crisis.
Sale

No hay comentarios

Cuéntame tu opinión aquí: