Cara Delevingne, la modelo rebelde que convirtió en tendencia las cejas gruesas

Por



La carrera de Cara Delevingne ha experimentando un crecimiento meteórico. La conocimos cuatro años atrás, como la hermana de la modelo e it girl británica Poppy Delevingne y, desde entonces, no ha parado de triunfar, habiendo modelado en sus comienzos incluso en la pasarela del Victoria's Secret Fashion Show 2012 y 2013. 

Ahora, sin embargo, las tornas han cambiado. Cara es mucho más conocida que su hermana, habiéndose convertido en la musa de Karl Lagerfield (rechazó desfilar para la marca lencera para modelar en Chanel), en imagen de ZalandoPepe Jeans, habiendo comenzado sus pinitos en el cine y, por último, siendo carne de tabloide día sí y día también a causa de sus salidas nocturnas y su vida sentimental. 

Lo cierto es que su fama está justificada, ya que su rostro es diferente al de las otras maniquís. Cuando se dio a conocer, rompía con los cánones porque, aunque tenía un rostro bastante aniñado, sus enormes y pobladas cejas le otorgaban un aire agresivo y masculino, con mucho 'rollo'. Aquellas cejas levantaron odio y pasiones a partes iguales. Probablemente, más pasiones que odio.

Es innegable que la londinense revolucionó la industria. Algo parecido pasó en su día con Kate Moss. Saltó a la fama en 1992, a los dieciocho años, cuando Calvin Klein la eligió para publicitar una línea de perfumes. Se decía que era andrógina y más bajita que las demás.

La cuestión es que, tras el boom de Delevinge, no paran de saltar a la fama nuevas modelos cada vez más variopintas. Desde la preciosa Winnie Harlow, que padece de vitíligo, hasta Molly Blair, "la modelo 'alienígena' que se rifan los diseñadores".

Esta tesitura parece un arma de doble filo, pues quizá estemos en la era de la diversidad, lo que es fabuloso. Sin embargo, por otra parte, llegará un punto en que las chicas ya no sepan qué inventar para convertirse en "la nueva Cara Delevingne".

Habrá que esperar para ver cómo progresa su carrera. De momento, la británica ha decidido apartarse del mundo del modelaje durante una temporada (aunque no para siempre, será la imagen de la próxima campaña de Mango junto a Kate Moss) para centrarse en su carrera como actriz. Está a punto de estrenar 'Paper Towns', embarcada en la grabación de 'Suicide Squad' y planea algún día poder grabar su propio álbum musical. De lo que no cabe duda es de que la clave está en la versatilidad.
Sale

No hay comentarios

Cuéntame tu opinión aquí: