Lanzamientos musicales | Crítica de Ángulo Muerto - Hotel Rock And Roll

Por

La primera vez que uno le da al play y escucha ‘Hotel Rock And Roll’, se sorprende. Piensa que sabe a rock clásico pero no, porque este redondo también tiene mucho de blues. Quizá en esa combinación resida el secreto de su éxito. 

El primer disco de esta banda nativa de Alcalá de Henares está compuesto por ocho cortes que duran aproximadamente cuatro minutos. Todos y cada uno de ellos pretenden conquistar los bares. Al menos, así lo manifiestan los propios intérpretes en su cuenta de Twitter. 

A decir verdad, no sé si llegarán a conquistarlos todos, porque en España bares hay muchos. Pero, si su directo suena tan bien como la grabación, conquistarán más de los que imaginan. Estoy segura de que encandilarán a los clientes con su instrumental macarra y con la voz rota de su solista, Álvaro Urbanos. 

En cuanto al sonido, es bueno y bastante limpio. Cada nota parece estudiada al milímetro y las letras son de esas que uno se para a escuchar, que te invitan a querer conocer su historia. Como “Expresidario”, que cuenta la historia del señor ex presidiario que aún añora su celda y del que nadie se acuerda.

El instrumental se caracteriza por una perfecta ejecución. Sus ritmos son aptos para el buen rollo, adecuados casi para cualquier situación. Tanto para tomar una copa o unas cervezas en el bar de la esquina, tal y como ellos proponen, como para escucharlos con calma, tranquilidad y detenimiento.

En definitiva, Ángulo Muerto es capaz de sacar nuestro lado más rocker, el más buenrollero y hasta el más “ñoño”. De hecho, “Perdido”, el corte que cierra el disco en colaboración con Laura Barallobre, es una clara demostración de que los rockeros también tienen su corazoncito.

Puntuación: 8/10
Sello discográfico: Estudios El Bunker, Rock CD Records

Crítica originalmente publicada en MariskalRock.com
Sale

No hay comentarios

Cuéntame tu opinión aquí: